Dos, de los occidentales, que más saben del tema. - BMAktitud
364
post-template-default,single,single-post,postid-364,single-format-standard,cookies-not-set,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

Dos, de los occidentales, que más saben del tema.

Dos, de los occidentales, que más saben del tema.

La ciencia demuestra cómo la meditación cambia la mente, el cuerpo y el cerebro





Pero conviene que, quienes emprendan una práctica meditativa o
prueben varias de ellas, tengan muy claro que, como sucede con la práctica de
cualquier deporte, los beneficios de la práctica meditativa dependen de que
descubramos la práctica que mejor nos cuadre y perseveremos en ella.

Elija, pues, una práctica, determine el tiempo que realmente
puede dedicarle-aunque solo sea unos minutos-, pruebe luego durante un mes y
vea cómo se siente pasado ese tiempo.

De la misma manera que el ejercicio regular mejora nuestra
salud física, las mayorías de las modalidades de meditación también mejoran,
hasta cierto punto, nuestra salud mental.

Y, como veremos, los beneficios concretos de uno u otro tipo
de práctica son proporcionales al tiempo que hayamos invertido.


Los beneficios de la meditación
Daniel Goleman y Richard J. Davidson. 2017
BMA aktitud
bma.aktitud@gmail.com
No hay comentarios

Publicar un comentario

62 + = 66