Empatía y autoconciencia. El vínculo entre el cuerpo y la mente - BMAktitud
325
post-template-default,single,single-post,postid-325,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

Empatía y autoconciencia. El vínculo entre el cuerpo y la mente

Empatía y autoconciencia. El vínculo entre el cuerpo y la mente

La empatía con los otros y la consciencia de nuestros propios estados internos parece tener una base neurológica común
en la zona del cerebro llamada ínsula.

La ínsula tiene aproximadamente el tamaño de una ciruela y esta escondida profundamente en los lados del córtex cerebral.


Hugo Critchley, de la Universidad de Sussex, Inglaterra, descubrió que las personas con mayor grado de empatía tenían mas materia gris en la parte frontal de la ínsula derecha.


Descubrió también que las personas que obtenían mayor puntuación en la escala de la empatía tenían mayor facilidad
para seguir la pista de los latidos de su corazón, es decir, para saber lo que pasaba dentro de su cuerpo.



La ínsula parece llevar las sensaciones a la consciencia y esa consciencia puede usarse para una mayor empatía en las relaciones sociales.


Arthur Craig, del Barrow Neurological Institute de Phoenix, Arizona postula que las sensaciones del cuerpo entran en la parte trasera de la ínsula y son transformadas en emociones sociales- confianza, desprecio, culpa, orgullo- en la parte delantera.


Así pues la ínsula es el «intermediario» entre nuestras sensaciones y nuestras emociones, el vínculo entre el cuerpo y la mente.



Que la ínsula se module a través de la meditación es una posible explicación de como la consciencia que está atenta a las sensaciones del cuerpo puede liberarnos de las emociones perturbadoras…


Christopher K. Germer «El poder del Mindfulness»
Maquetado por BMA&aktitud

Beatriz Carretie
No hay comentarios

Publicar un comentario

51 − 50 =